martes, 22 de febrero de 2011

Dama azul



Probando técnicas nuevas salió esta damita azul con cara de tristeza y resignación.
Después que la hice me di cuenta de la contradicción de la perspectiva, que no fue intencional. Los brazos no están, tengo problemas a la hora de hacerlos, así que preferí dejarle las alas. Para qué mas ?

10 comentarios:

Silvi Rivoira dijo...

Maravillosa pobre, preciosa dama azul.Las alas fueron un acierto.Explicame, por curiosidad, que técnica es.

Maricel dijo...

Querida amigablogueracuariana, paso a contarle que tengo una profunda admiración por el trabajo de una ilustradora de Tel Aviv llamada Ofra Amit. En su blog explica el proceso que realiza para darle ese clima tan especial a sus ilustraciones :

http://ofra-amit.blogspot.com/2010_04_01_archive.html

Lo que hice fue sencillamente un intento de emulación en busca de una voz propia, y me encanta dialogar de esta forma! La técnica utilizada, a mi entender, es como la ropa que nos ponemos o el timbre de voz al hablar. Nos tiene que identificar y tenemos que sentirnos cómodos con ella.
Pruebe que es gratis, suerte! Después me contás como te fue.

el Tomi dijo...

Sí que está usted muy cómoda, Maricel, su estilo eclosiona imparable.
Y ya que estamos le voy a presentar a una cómplice, en realidad veo que su trabajo puede estar mas cercano a este que al de Ofra, pero eso carece de importancia porque el que vale es el suyo. A veces pienso que el arte es como una herencia de formas y colores que heredamos para modificar las formas y aplicar los colores a nuestro antojo, tal como haríamos con una herencia de dinero invirtiéndola en lo que nosotros necesitamos y no necesariamente en lo que hubiera necesitado el que nos dejó la herencia... en fin, la felicito, me gusta mucho lo que está haciendo. http://www.anajuan.net/

Maricel dijo...

Cierto Tomi, re-creamos todo el tiempo, me encantó pensarlo como una herencia, una especie de tesoro que está ahí para continuar un proceso que en realidad nadie nunca termina y a su vez nos llena de ansiedad por concluirlo como si quisieramos atrapar una mariposa al vuelo. Al menos así lo siento yo cuando busco las formas, el estilo, la técnica, es un proceso que no acaba nunca.
Bueno, y que alegría enorme me dió que me relaciones con Ana Juan!! Justamente me enamoré de la portada de La isla bajo el mar de Isabel Allende y vengo a descubrir que es la misma ilustradora. Si se trata de parecidos creo que ambas tenemos cierta obsesión con las cabezas, no?
Gracias por señalarme otra puertita en el camino.
Saludos maestro.

Silvi Rivoira dijo...

Hace tiempo entre una página de dibujantes de tel aviv.Maravillosos!!!
Ofra Amit me gustó.(pero shhh que no se entere, tus trabajos me gustan más.)

Lauri dijo...

Yo... mmmmhhhh... miro y me voy para otro lado... ¡acertijo!
Me gusta, me gusta...

el Tomi dijo...

Después de mucho tiempo de escuchar (y de consentir) que a los dibujantes siempre se nos etiquetara como eternos buscadores, a mi se me ocurrió que yo era un encontrador, es decir, la cuestión está mas relacionada con la magia que implica andar mirando papeles blancos despreocupadamente hasta que, de pronto, nos topamos con la punta de un dibujo y ahí vamos, a sacarlo a la superficie, y así se lo confidencié en una entrevista a Lautaro Ortíz, el editor de la revista Fierro...
...Casi nunca tengo la sensación de buscar, sino más bien de encontrar. No podría llamar exactamente búsqueda al recorrido que hago por el papel con la punta del lápiz hasta topar con la idea. Por lo tanto, más que un buscador, creo que soy un encontrador...
Creo que usted también es una encontradora, Maricel.

el Tomi dijo...

Feliz día de la mujer. Sepan disculpar mi demora pero, además de que todos los días son el día de la mujer, ayer mi computadora (mujer al fin) también decidio tomarse el día libre.

el Tomi dijo...

Copio y pego mensaje porque voy de prestado por Internet.

Maricel dijo...

Gracias muchas maestro! Solo le acepto el copy/paste porque tiene saldo a favor con las mujeres.